Dejan de gastar 16 mil 300 millones de pesos en programas de cambio climático

A pesar de los incendios forestales, la creciente sequía, la escasez de agua y las olas de calor que han afectado al país y han provocado cortes de energía debido a la escasez de energía, el gobierno federal tiene casi la mitad del presupuesto asignado para combatir los efectos del cambio climático.

Se trata de 16.389 millones de pesos que quedaron en efectivo y no utilizados por organismos y empresas paraestatales en 63 programas presupuestales en el primer trimestre de este año.

Sus objetivos varían desde inversiones en investigación y educación, hasta el cuidado de los bosques, la prevención de incendios, la gestión del agua, la atención a desastres naturales y también el uso eficiente de la energía.

El presupuesto que aprueba anualmente la Cámara de Diputados también se divide en anexos transversales, que consisten en partidas presupuestarias cuyo objetivo es cumplir con las políticas públicas con la participación de las respectivas instituciones estatales, las cuales deben cumplir ciertas responsabilidades.

Uno de ellos es el número 16: Evolución del gasto para la adaptación y mitigación del cambio climático, que para el primer trimestre de este año se aprobó gastar 35.189 millones, pero se gastaron sólo 18.800 millones de pesos.

Sí podemos tener sanciones, tanto a nivel nacional como en procedimientos internos de litigio climático en México, donde la Corte Suprema condena al gobierno o a las empresas a cumplir con la política de descarbonización de los sistemas.

Nora Cabrera, abogada y directora de la organización ambiental Nuestro Futuro

Lo anterior representa un avance en el ejercicio de recursos de sólo 53.4 por ciento de enero a marzo pasado, convirtiendo a este anexo en el más penalizado de los 11 anexos en los que se divide el presupuesto federal, según informes de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público ( SHCP).

Uno de los programas en los que se registró un subejercicio fue Protección Forestal, por 20 millones 399 mil pesos que no fue desembolsado, pese a que uno de sus objetivos es proteger los ecosistemas de plagas y enfermedades, pero también de «dañinas » Incendios para el manejo del fuego, creando mapas de riesgo y teniendo en cuenta que las brigadas cuenten con herramientas, vehículos y otros recursos para realizar sus tareas.

Esto demuestra una falta de reconocimiento a la crisis climática que se enfrenta, pues demuestra que su atención no está en el centro de la toma de decisiones por parte del Estado, considera Nora Cabrera, abogada y directora de la organización ambiental Nuestro Futuro.

«No es una coincidencia, es algo que podríamos saber si entendiéramos que el contexto ha cambiado, que la emergencia climática implica que tengamos olas de calor más largas, que tengamos una necesidad mucho mayor de energía, que la falta de agua también tiene implicaciones». ; «Esto realmente nos permitirá hacer la transición en el contexto de una crisis climática», subrayó en una entrevista.

Debido a que el artículo 4 de la Constitución establece que la población tiene derecho a un medio ambiente limpio y saludable, como el país ha firmado tratados internacionales para comprometerse con una agenda climática, su negligencia en términos de presupuesto y acciones puede acarrear sanciones, como ya lo hizo. .

“Sí podemos tener sanciones, tanto a nivel nacional como en procedimientos internos de litigio climático en México, donde la Corte Suprema condena al gobierno o a las empresas a cumplir con la política de descarbonización de los sistemas. Y podemos tenerlas en el contexto internacional. en estos momentos existe todo un movimiento internacional y regional para que los estados determinen cuáles son sus obligaciones en el contexto de la emergencia climática. No todos estos procesos son vinculantes para México, pero sí determinan el camino que, en caso de no cumplir, sí determinamos; «Estaremos en condiciones de incumplimiento de los derechos humanos», explicó.

Activos, 165 incidentes forestales en 23 estados

En las últimas 24 horas los incendios forestales en el país han disminuido un ocho por ciento, según cifras de la Comisión Nacional Forestal (Conafor).

En el más reciente reporte de la agencia federal, hay 165 incendios activos en 23 estados del país, pese a que ya está activa la temporada de lluvias de 2024.

Los incidentes afectaron 101.636 hectáreas de bosques, terrenos y diversos tipos de vegetación; Además, 43 de los incendios se ubican en Áreas Naturales Protegidas (ANP). Además, 6 mil 208 brigadistas de la Conafor, el Ejército Mexicano, la Guardia Nacional (GN) y otras dependencias locales y estatales trabajan para extinguir las llamas.

En el Estado de México, la Protectora de Bosques (Probosque) informó en su diario que se mantienen activos cuatro incidentes en los municipios de Jilotzingo y Acambay.

En Michoacán, la Secretaría de Medio Ambiente del estado informó que los incendios han destruido en lo que va del año 30 mil 170 hectáreas de vegetación, además de 664 eventos, cifra que ya supera lo reportado en los últimos cuatro años.

Sólo en las últimas 24 horas, los brigadistas lograron apagar cinco incendios forestales, aunque explican que el viento y las altas temperaturas han sido un factor recurrente para que este año haya más accidentes y se propaguen más rápido, lo que también es un factor para la liquidación del mismo.

Son 26 los fallecidos por calor; el daño a la salud se duplica

Las muertes por la temporada de calor que afecta al país casi se han cuadriplicado, de 7 a 26 muertes acumuladas, -del 17 de marzo al 11 de mayo de este año-, respecto del año anterior, según el Informe Semanal de Vigilancia Epidemiológica de Temperaturas Extremas Naturales.

De estas muertes, 23 fueron por insolación y tres por deshidratación; La tasa de mortalidad aumentó a 3.88 por ciento y los estados donde ocurrieron defunciones fueron Veracruz con 10 defunciones; Tabasco, con cuatro; San Luis Potosí, con cuatro, Tamaulipas, con tres, Oaxaca, con dos; Chiapas, Nuevo León y Sonora con uno.

Además, el número acumulado de casos relacionados con daños a la salud por altas temperaturas se duplicó de 337 a 670.

De igual forma, las autoridades sanitarias informaron que otro factor que podría afectar la salud de la población son los incendios forestales, ya que se volvió a batir el récord de más incendios forestales en un día para esta temporada con 214 eventos reportado por la Comisión Nacional Forestal.

Al menos 21 estados del país tendrán temperaturas superiores a los 40 grados centígrados, mientras que en otras nueve entidades se esperan temperaturas superiores a los 30 grados, según el pronóstico de la Comisión Nacional del Agua (Conagua).

De esta manera, se esperan temperaturas máximas superiores a los 45 grados en Campeche, Chiapas, Guerrero, Hidalgo, Michoacán, Oaxaca, Puebla, norte de Querétaro, San Luis Potosí, Tabasco, Tamaulipas, Veracruz y Yucatán.

De 40 a 45 grados en Coahuila, Colima, Guanajuato, Jalisco, Morelos, Nayarit, Nuevo León, Quintana Roo y Sinaloa; de 35 a 40 grados en Baja California, Chihuahua, Durango, Estado de México, Sonora y Zacatecas, y de 30 a 35 grados en Aguascalientes, Baja California Sur y Ciudad de México.

Puede interesarte

Altera el ecosistema del muro fronterizo

05 MIN 00 SEG Grupo REFORMA Ciudad de México (26 de mayo de 2024).-21:00 horas. …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *